PRESENTACIÓN: Señas de Identidad

colores

El IES Pintor Antonio López abrió sus puertas en 1991 como Instituto de Bachillerato en el actual edificio (C/ Orégano 1) en Tres Cantos, un municipio joven en continuo crecimiento en la zona norte de Madrid, con un nivel socio económico y cultural medio-alto y una población en su mayoría con estudios superiores.

Estas circunstancias hacen que las familias de Tres Cantos tengan unas altas expectativas académicas para sus hijos, por lo que a lo largo de estos años el Instituto ha ido ampliando su oferta educativa.

El IES Pintor Antonio López, que acoge una media de 750 alumnos, actualmente es un centro de referencia en la Comunidad de Madrid por su oferta plurilingüe y su programa de excelencia en Bachillerato. Desde el año 2014 se imparte el Programa Bilingüe de inglés en Educación Secundaria Obligatoria, además de la Sección Lingüística de Francés, que funciona en el centro desde el año 2007.


Los alumnos pueden seguir sus estudios de Bachillerato en las modalidades Científico-Tecnológica o de Humanidades y Ciencias Sociales y además pueden optar al Aula de Excelencia o a la Sección Lingüística de Francés.

Otra oferta es el Ciclo Formativo Superior de la especialidad “Animación en actividades Físico-Deportivas”.

La importancia que nuestro centro concede al aprendizaje de lenguas extranjeras se ve reflejada en los diferentes proyectos e intercambios internacionales que se llevan a cabo cada año con Francia, Alemania, Bélgica, Reino Unido y Holanda. Estas actividades promueven relaciones académicas y sociales en las que el dominio de una o dos lenguas extranjeras resulta esencial.


De igual forma nuestro centro amplía la calidad de los contenidos curriculares con propuestas de actividades enriquecedoras de carácter complementario y extraescolar.

El claustro del IES Pintor Antonio López se ha distinguido por su dinamismo e iniciativas pedagógicas que favorecen el seguimiento y la atención personalizada de los alumnos, tarea que se ve facilitada por la buena relación entre docentes y estudiantes.

Por todo ello, los ejes del proyecto educativo de nuestro instituto son la participación en proyectos, la acción tutorial y un plan de convivencia escolar.

Los proyectos generan ilusión. Trabajar en proyectos fomenta la interdisciplinariedad, la innovación y el trabajo en equipo. Establecer una buena acción tutorial mejora la labor de los equipos docentes y permite hacer un seguimiento más cercano del alumno, para alcanzar una excelencia académica y unos ciudadanos responsables y solidarios. Un buen clima de convivencia escolar debe de estar basado en el respeto mutuo fomentado a partir del diálogo, lo que propiciará el trabajo y el desarrollo personal de nuestros alumnos, que, en definitiva, son la preocupación esencial de nuestro centro.